¿Quiénes somos?

¡Hola! Mi nombre es Natalia Díaz Urra y soy la directora de Librería Piopío Piopá. Junto a Cristian y nuestro hijo Facundo, somos las caras detrás de este proyecto. La nuestra es una librería familiar, administrada y dirigida por mí y sostenida en el amor por los libros y la convicción de que la infancia es la puerta de entrada hacia la literatura.

Cada libro que está en nuestro catálogo ha sido elegido con intención e investigación, después de largas jornadas de revisión de catálogos, lectura de blogs y perfiles de Instagram interesantes que sirven de inspiración a esta labor. Cada envío está envuelto por mis propias manos, y enviado por Cristian. Cada reseña y artículo está pensado en medio de la maternidad y la crianza, y de los temas que nos remueven como familia y nos preocupan como parte de la sociedad.

La librería nace del interés de Facundo por los libros. Una de las primeras preocupaciones de mi embarazo era qué podía leerle cuando naciera. Yo soy profesora de Lenguaje y Comunicación, y Licenciada en Literatura. Y como buena amante de los libros, era un tema que me movía por completo. Ahí comencé a investigar, a leer lo que Yolanda Reyes -escritora, periodista, promotora de la lectura y educadora Colombiana -planteaba acerca de la importancia de la lectura desde la primera infancia.

Ahí me sumergí en este mundo, y de él no pude salir más. Me parece apasionante cómo la literatura infantil ha sido siempre considerada "de segunda clase", e incluso se le quita el adjetivo de "infantil" como si fuera ofensivo o mal visto hablar de ella de ese modo. Sí, hay un movimiento comercial que limitó la literatura infantil a ciertas formas de escribir o de leer, pero eso no lo es todo. También hay buena literatura que se designa a sí misma como infantil, en el sentido de estar orientada a la infancia, con el respeto y la importancia que niños y niñas merecen en el mundo.

Creemos como familia en el respeto a toda manifestación de la diversidad, en el amor como motor de la existencia humana y de la convivencia con otros/as, en la necesidad de diversificar la mirada y de reflexionar sobre nuestra sociedad. Y pensamos que en la literatura se encuentra el germen de todo esto. Creemos en una literatura por la infancia, y no para la infancia: una literatura que se escribe desde el afecto, desde el considerar a niños y niñas sujetos de derecho, desde el respeto por sus ideas y sus formas de ser y habitar. 

Esperamos que este espacio permita aprender y compartir en torno a la literatura infantil. Y queremos ser un lugar de encuentro, por lo pronto un encuentro virtual que también es muy bonito porque permite llegar a lugares insospechados. Gracias por estar aquí, y por la confianza que depositan en nuestro trabajo.

Un abrazo,

Natalia, Facu y Cristian.-